14 septiembre 2006

Carril bici en El Prat

CARRIL BICI - CARRETERA DE LA PLAYA (EL PRAT)

Como alternativa para los que vivimos en Barcelona y que siempre nos movemos por las mismas zonas de la ciudad, existe una muy buena opción para dar un paseo diferente a los habituales. Es el carril bici, construido en el verano del 2004, que va desde El Prat a la playa. Debido a la remodelación de la antigua carretera de la playa, por la prolongación de la pista principal del aeropuerto, se ha construido una nueva carretera de 6Km de longitud en la que están segregados los carriles de vehículos, el carril bici y el camino de peatones.

Existen varias maneras de llegar a El Prat desde Barcelona, el autobús nº 65 que sale desde Plaza de España recorre todo el municipio o también se puede llegar en tren de Cercanías, ambas opciones con el mismo billete con el que te mueves por Barcelona. La estación de Cercanías queda más alejada del inicio del carril bici, pero puedes llegar con los patines cruzando El Prat. Con el autobús la opción más cercana es bajar en la calle Lleida pero no es patinable todo el tramo hasta el comienzo. La opción patinable es bajar en el complejo deportivo municipal Julio Méndez, se ve un campo de fútbol de tierra antes de llegar, luego tomando dirección sur (la zona que está más despejada) se llega siguiendo una carretera de doble sentido, esta opción no es recomendable para principiantes debido al posible tráfico. En caso de desorientación preguntad por la situación del cementerio Sur porque poco antes comienza el carril bici.

Dicho carril transcurre claramente diferenciado del tránsito de vehículos y peatones, con 2.5 metros de ancho y asfalto en buen estado, a lo largo de seis kilómetros. Es ideal para los patinadores poco experimentados ya que no tiene grandes dificultades, el único punto conflictivo puede ser el paso inferior con túnel de 150 metros en el que hay un descenso con algunos resaltes rugosos con los que hay que tener cuidado. A lo largo del recorrido existen zonas de descanso y en las que, al menos un par, encontramos fuentes de agua potable. Abunda la señalización y también nos encontramos varias glorietas que regulan la circulación.

Poco después de haber pasado el túnel acaba el carril bici muy cerca de la playa, aunque se puede seguir patinando con buena calidad en el firme durante 2.3 Km más. Entre la playa y la pineda existente, pasando por el club náutico hasta un mirador de madera desde donde hay una buena vista del mar, la playa, la pineda y el aeropuerto, patinando a un ritmo suave y con paradas para hacer fotos se tarda unos 50 minutos hasta llegar a éste punto. Constantemente se ven los aviones durante el recorrido, los curiosos radares, la torre de control nueva e incluso puedes hacer fotos curiosas de los aviones.

Información más detallada en el pdf , en la web del ayuntamiento de El Prat y en su callejero. También en el apartado de rutas de fin de semana en la página de SAT.